Raiola Manda y No El Panda se van de paseo

A Raiola se le ocurrió la idea de que no tenía que salir a despejarse porque había pasado tres días metido en la computadora, pensando de qué forma podía posicionar mejor su web raiolamandaynoeloanda.me. No, no salía ni a comer, ni dormía, ni veía tv, ni nada. Y la web no estaba subiendo en el ranking.

-Vámooonos, no, ya sal de ahí- Raiola lo tomó de la mano y lo sacó arrastrado hasta el patio – hoy nos vamos de paseo, sin quejas, necesitas respirar aire fresco para que se te ocurran nuevas ideas.

-Raiola, Raiola, Raiola suéltame ya. Si no me quedó, no nos ganaremos los 5000, no tendrás tu play y no podremos hacer más nada. -No iba arrastrado mientras le decía esto a Raiola-.

-Te voy a llevar a un lugar en el que se te ocurrirán todas las mejores ideas del mundo. -Raiola tenía un aire misterioso- Vamos a ir al super primer y único museo del SEO.

-¿Existe un museo del SEO? – No, estaba muy confundido y a la vez molesto porque Raiola no se lo había dicho antes.

-Si algo así, pero tenemos que ir corriendo para poder recorrer todo el museo y aprender de todo el SEO que podamos. Montaré que nos vamos. -Raiola prendió el carro esperó que no subiera y arrancó.

Llegaron a la playa y no El Panda se baja del coche aún más molesto:

– ¿Raiola qué es esto? ¡Esto no es ningún museo del SEO!

– Claro que lo es, cuando revisábamos las palabras clave que todo el mundo quería y eran tendencia. Decía que la playa era algo que a todo mundo le gustaba, así que si ella es tan popular debemos saber por qué, ¿no crees?

-Raiola Manda, creo que tienes un punto, vamos a disfrutar de ella a ver que se nos ocurre luego. -No El Panda sacó una toalla y se tumbó en el sol. La historia sigue aquí 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *